¡comparte!
19/3/15

Esos padres pacientes, consejeros y buenos


Van pasando los años y aun así recuerdas como si fuera hoy cuando ella era tan chiquitilla que no levantaba más de medio metro del suelo y le entraban esos ataques de risa floja y solo le salían carcajadas, por todo y por nada.

Y cómo en verano, cuando llegabas al pueblo después de un viaje a algún país exótico, ella corría a lanzarse a tus brazos incluso antes de que bajaras del coche, como si hiciera meses que no te viera, como si por correr mucho fuera a recuperar todo el tiempo perdido en esos días.

Y si te pones a pensar en la de veces que le has hecho de taxista cuando ya era mayor no te salen las cuentas: levántate a las 5 de la mañana para llevar a la niña al aeropuerto, sal de casa a las 12 de la noche que la niña sale a esas horas, hoy no hagas la siesta que la niña necesita que la lleves a la estación. Pero nada, es lo que tocaba, y tú tan contento.

Y las charlas, todas las charlas que le has dado con tus mejores consejos y que todavía le das, porque tienen razón cuando dicen que más sabe el diablo por viejo que por diablo. “Tú sigue tus sueños, hija, con sensatez y sentido común, pero síguelos. Que es mejor arrepentirse por haberlo intentado y luego, ya veremos, que te queda mucho camino por delante todavía y lo vas a hacer bien”. Y ella te escucha bien atenta, con el estómago hecho un nudo, porque tus palabras le asustan y le imponen respeto, porque sabes que son las que más valora. Y cómo no las va a valorar si eres el mejor padre que podía tener y, aunque no te lo diga a menudo, lo cree a pie juntillas.

Seguro que no te acuerdas de que hoy, jueves 19, es tu día, pero no te preocupes, ya están tu mujer y tu hija para recordártelo. ¡Feliz día del padre a todos los padres pacientes, taxistas, consejeros y buenos!

Pasaros por nuestro IG y por nuestro Facebook que vamos a celebrar San José por todo lo alto

1 comentarios: